Patrick Schwarzenegger le puso cachos a Miley Cyrus

El vídeo porno casero de Miley Cyrus y Patrick Schwarzenegger La relación amorosa de Miley Cyrus y Patrick Schwarzenegger ha estado en boca de todos desde que la ex chica Disney, ahora ídolo del pop para millones de adolescentes, y el hijo del famosísimo actor de Hollywood Arnold Schwarzenegger, Patrick, comenzasen a salir en 2014.

Ambos se involucraron en un alocado romance envuelto de drogas, alcohol, rumbas desenfrenadas e incluso videos de sexo casero que llegaron hasta Internet, según comentó la propia Miley Cyrus.

Ahora parece que esta relación amorosa de Miley Cyrus y Patrick Schwarzenegger, que ha generado gran expectación en el mundo del espectáculo, llegó a su fin.

Amigos de la cantante de Wrecking Ball afirman que Miley está destrozada ya que recién había sido invitada a casa de los padres de Patrick en el Palm Restaurant de Los Ángeles y estaba muy ilusionada con el curso que estaba tomando su relación amorosa, ya que antes la madre de Patrick, Maria Shiver, no aprobaba la relación de Miley Cyrus y Patrick Schwarzenegger argumentando que Miley era una mala influencia para su hijo.

Y de repente…

Patrick Swcharzenegger

Aparecieron fotos de Patrick Schwarzenegger besándose con otra chica que no es Miley Cyrus…y sobraron las excusas. Hubo jugueteos entre ellos, besos, caricias, miradas y abrazos, más allá de la amistad. Y es que pasearse por la playa tomados de la mano evidencia que hay algo entre ellos.

Las críticas han sido tan fuertes que Schwarzenegger desmintió por Twitter negando que actuó indebidamente y expresó: “Dios mío. Es una de mis mejores amigas. Jamás haría algo en contra de mi novia”, y al final publicó: “Las chicas tienen amigos hombres y los hombres tienen amigas que son mujeres”. Pero al ver estas fotos, ¿podría Miley Cyrus seguir confiando en él?

La polémica cantante no se refirió frente al comportamiento de su novio y mejor decidió publicar fotografías de ella y su madre en Instagram disfrutando de unas margaritas para olvidar las penas.

Redacción

View more posts from this author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *